Wonder Boy derrotó al Fenómeno

CAGUAS, PUERTO RICO – José ‘Wonder Boy’ López ejecutó a la perfección una pelea metódica y controlada para derrotar por amplia decisión unánime al veterano Orlando ‘El Fenómeno’ Cruz el sábado por la noche.

El combate estelarizó de la cartelera presentada por Miguel Cotto Promotions en el coliseo Roger L. Mendoza, de Caguas, en una copromoción de H2 Entertainment que formó parte de la serie Noche de Campeones de DIRECTV.

“No me siento frustrado por no haber podido noquear”, dijo el carolinense López, de 23 años, tras mejorar su marca a 19-1-1 con 14 nocauts y retener su cetro Internacional de la Organización Mundial de Boxeo (OMB) para las 130 libras.

“Hice el trabajo para el que nos habíamos preparado y seguí las instrucciones de mi esquina”, agregó. “Estábamos preparados para una pelea súper difícil frente a un veterano muy escurridizo”.
López venía de noquear espectacularmente en dos asaltos a Edgardo López Sasso en octubre pasado en su última presentación, y López Sasso, ya retirado y ejerciendo su profesión de abogado, se encontraba en la cartelera actuando como supervisor de la OMB, organismo para el cual preside ahora el Comité de Clasificaciones.

Y López Sasso alabó la actuación de Wonder Boy.

“Fue tremenda pelea”, dijo, “una en la que Wonder Boy se mantuvo siempre en su plan de pelea a pesar de que, como se esperaba, El Fenómeno hizo todo lo posible por sacarlo del mismo”.

Y Gerardo Sánchez, hijo, entrenador y manejador del ganador, dijo: “Lo que nos preocupaba de esta pelea era la distancia -porque Wonder Boy no había peleado nunca a 10 asaltos- y que abanicara mucho, porque El Fenómeno es muy escurridizo, pero se mantuvo controlado en todo momento”.

De paso, López de 5’10” de estatura, y quien debe volver a pelear antes de que finalice el año, empleó su jab como arma principal frente al zurdo Cruz, de 35 años y 5’4” de estatura, quien ocasionalmente trató de hacer una pelea de entrar y salir y agarres para frustrar a su rival.
“Fue una pelea táctica de ambos lados”, dijo López Sasso.

A medida que avanzaba la pelea, sin embargo, Cruz fue perdiendo velocidad y refugiándose cada vez con mؘás frecuencia en las sogas, done López descargaba sus mejores combinaciones.

El mejor asalto del ganador, en efecto, fue el décimo y último, cuando logró estremecer a Cruz con un largo derechazo.
El Fenómeno, usualmente locuaz, reaccionֶótamente a la decisión.

“Fue una buena pelea en la que yo hice mi trabajo y lucí muy bien”, dijo.

La pelea más estremecedora de la velada, sin embargo, fue la victoria por nocaut técnico a los 2:53 minutos del segundo asalto que se apuntó el lareño Alcides ‘El Patriota’ Santiago (ahora 6-2 y cinco nocauts) sobre el bayamonés Bryan Chevalier (ahora 8-1-1 y ocho) en las 123 libras.

Santiago, mucho más bajo que su rival, acosó٠ a este desde el primer momento, cambiándose en ocasiones a una guardia zurda, y fue cuando Chevalier trató de devolverle la medicina al tratar de acorralarlo contra las sogas que Santaiago soltó un feroz derechazo que le hizo caer de espaldas.

Chevalier se levantó a duras penas, pero el árbitro procedió a detener el combate de inmediato al verle en malas condiciones.

“Sé que él habló mucho en la conferencia y dijo que me iba a dar en la cara”, dijo Santiago, “pero sé que lo hizo por promoción. En realidad es una persona muy humilde y nos deseamos mutuamente lo mejor cuando nos veíamos por ahí”.

Santiago explicó que el triunfo fue doblemente importante porque se trataba de la primera pelea que hacía en un año y nueve meses, y antes había estado fuera durante seis años debido a tres operaciones: dos de la rodilla y una de la vesícula.

“Ese año y nueve meses de inactividad lo cogí para volver a coger la disciplina que había perdido antes de esos seis años de inactividad”, dijo.

Por su parte, Emilio Lozada, entrenador de Chevalier, le achacó la derrota a que “siempre ha sido demasiado guapo y esta vez se entregó a hacer la pelea de su rival”.

“Siempre pensé que era una pelea dura, pero esperaba que Chevalier subiera a otro rival, aparte de que su rival venía de una larga inactividad y venía de coger un nocaut en su última pelea, pero el mío tiene que aprender mucho todavía”.

En otras peleas, Carlos Arrieta, de Guaynabo, mejoró a 4-0 con cuatro nocauts al noquear en el primer episodio a Alberto Medina, de Arecibo, en las 123 libras.

El coameño Christian Tapia (3-0 y tres) noqueó también en el primer episodio a Christian Arroyo, de Moca, en las 131 libras.

El debutante Edwin Valentín, de Salinas, noqueó en el episodio inicial a Víctor Rodríguez, de Trujillo Alto, en las 129 libras.

El juanadino Juan Carlos Camacho (6-0 y cuatro) igualmente noqueó en un asalto a Jesús Méndez, de Aguada, en las 115 libras.
Carlos ‘Purin’ Caraballo (5-0 y cinco nocauts), de Guayanilla, noqueó técnicamente en el tercer episodio a Luis Ortiz, de Corozal, en las 121 libras.

Kevin Nieves (12-1-1 y cinco), de Comerío, derrotó por decisión unánime al arecibeño Héctor Marengo en las 136 libras.

El gurabeño Joshuantony Ortiz (4-0 y tres) noqueó técnicamente en el cuarto episodio a Luis Hernández, de Aguas Buenas, en las 122 libras y Derrieck Cuevas (16-0-1 y 13 nocauts), de San Juan, despachó en el tercer episodio al dominicano Tomás Méndez (24-10 y 17) en las 154 libras.